Problema con regruesadora (mordeduras en toda la tabla)

No me ha ocurrido en otras maderas, en el pino por ejemplo cuando la regrueso me deja una línea marcada en la madera aunque con una lijada se va pero, me fastidia esto. Ahora he regruesado un pequeño tablón de arce. Es una máquina combinada de cepilladora y regruesadora. Cuando he cepillado una cara no me ha dado problemas pero al regruesar, la otra cara le da pequeñas mordidas sobre todo en una zona en concreto.

Le he dado pasadas muy pequeñas por si acaso era esto pero nada.

¿Cambio las cuchillas? lleva las de serie y la maquina es una holzstar adh 305. También las puedo sacar y llevar a afilar. La máquina apenas ha tenido uso.

Se me olvidaba, he regruesado una tabla de roble y esta no ha tenido estos problemas por lo que no entiendo que puede pasar.

Se me olvidan las fotos. Si os fijáis en las fotos se ven las líneas antes mencionadas.


Las líneas que sobresalen del plano de la tabla tienen pinta de ser pequeñas mellas en las cuchillas, si en vez de sobresalir es que están marcadas en la madera pues quizás tengan alguna rebaba metálica los rodillos de alimentación y hacen esas marcas, en la foto no se aprecia bien si es una marca que sobresale del plano o en profundidad, no sé si me explico. La marca grande de la segunda foto es esportillon, en esa zona la fibra va en la dirección contraria, así que al regruesar ha producido rotura en las fibras y las ha levantado, para minimizar ese efecto prueba a dar pasadas con menos profundidad, a tener unas cuchillas más afiladas y a una menor velocidad de alimentación, otra opción es meter la tabla en la dirección contraria para así esa zona cepillarla a favor de la fibra, aunque entonces en el resto de la tabla irías a contrafibra y es probable que se produjese algún esportillon en otro lugar, pero a veces funciona. Si nada de eso funciona, lo mejor para quitarlo es una combinación de cepillado manual y hacer un pequeño pocillo con la cuchilla de ebanista.
Un cordial saludo

3 Me gusta

Ampliando la foto, creo que es la segunda opción que te comenta @Alhamdulillah , y se aprecia mejor en la zona donde ha desportillado o formado repelo.

2 Me gusta

Gracias por contestar. Las marcas (líneas) tienen un pelín de profundidad, también he pensado en alguna rebaba o pique en la cuchilla.

He cepillado la cara del esportillon (desconocía esta definición) y parece que va bien, pues nada, lo quitaré (si puedo) y regruesaré la otra cara pero me da a mi que me voy a pasar de la medida a este paso.

Efectivamente, eso es que pilla a contraveta. A veces es imposible porque sobre todo en cortes tangenciales (o esa es mi apreciación personal) un trozo de la tabla va a favor y otro en contra. Alrededor de nudos siempre vas a encontrar fibras que vienen y fibras que van

4 Me gusta

es normal como te comentan, para evitar eso (y hasta cierto punto) deberías acelerar la hoja de corte 3 a 10 veces mas (cosa imposible) y pasadas ultra finas, la madera es caprichosa :grin: y cerca de nudos o porque si, hace contravetas que si la pasada es "normal " igual levantan y se llevan pedacitos (que para sacar luego a lija es un dolor de hue*os)

saludos !

Yo veo tres faltas diferentes en el proceso:

La primera las rayas longitudinales que indican mellas en las cuchillas. Muchas veces se tiene la costumbre de apoyar madera pinada en el suelo y puede cojer pequeñas piedritas que se clavan en la testa y al cepillar las pilla la cuchilla y hace esas mellas. La pintura de maderas viejas es tambien malisima para las cuchillas.

La segunda lo que dicen los compañeros de la contraveta. Hay zonas de la madera que es inevitable cepillar en la buena direccion (alrededor de nudos). Si se tiene la posibilidad de dar otra pasada se puede probar a pasar la madera al reves y a lo mejor mejora el cepillado.

La tercera para mi modo de ver es los saltos en el sentido transversal. Pueden ser caudados por posibles fallos en la maquina. Uno puede ser que tengas una cuchilla mas alta que las demas y que sea esa la que te va pegando esos “bocados” transversales. Otro fallo podria ser que los muelles que aprietan los rodillos esten vencidos o poco apretados y la madera “tiemble” al recibir el golpe de la cuchilla. Otro fallo podria ser que la maquina tenga una baja velocidad de corte, propiciada por bajas revoluciones del eje (mal diseño de la maquina) o por velocidad de avance excesiva. Mi regruesadora puede dar saltos asi pero poniendo avance a 16 m/min. Normalmente regrueso entre 6 y 8 m/min

6 Me gusta