Saludos desde Asturias

Soy asturiano, carpintero, y me llamo Benjamín. Hace 47 años les pedí a los Reyes Magos un juego de carpintería que había visto en una tienda de Gijón. Mi padre y el suyo aprovecharon la ocasión para darme un sorprendente desengaño. El regalo estaba en casa del abuelo, e incluía maestro. Para el banco hicieron una tarima, de forma que me quedaba a una altura adecuada. Ademas las arcas de ambos pasaron a ser mías. Cuando salia del colegio, allí estaba mi abuelo. Primero me enseñó a afilar los formones, escoplos, cepillos y serruchos. Luego me mando hacer con el berbiquí un agujero en el banco, para colocar una mordaza. Lo siguiente fue un cajón ensamblado con colas de milano (“pa afogar les castañes”). Desde entonces he mantenido ese taller artesanal, que en numerosas ocasiones ha sido mi puesto de trabajo.
Entonces el abuelo me explicaba las cosas que su padre le había enseñado; y ahora con 55 años, no tengo a quien entregar el testigo; pero si la inquietud de seguir trasmitiendo el conocimiento como hicieron ellos. Al encontrar este foro, me pareció una buena plataforma para compartir experiencias y seguir aprendiendo. No dedico mucho tiempo a Internet, pero pasaré por aquí con regularidad. Me pongo a vuestra disposición para cualquier consulta, y cuando me surja alguna duda os la haré llegar.
Gracias.

Es una bonita historia, pero triste por no poder pasar el testigo.

Es normal, que las cosas artesanales se pierdan y poco a poco me doy cuenta del gran error que la sociedad nos intenta moldear, cual carpintero moldea la madera.

Mi padre no es carpintero, sino porfesor de universidad, Catedrático para más inri, ¿cómo alguno de sus dos hijos no iba a estudiar una carrera?, además, la sociedad te vende que sin carrera, no eres nada, si no tienes títulos el trabajo es prácticamente imposible, ya hasta a los aparcacoches legales, les exigen tener la educación no obligatoria, si no tienes carrera, el trabajo es tremendamente difícil, y si no tienes mil cosas más, el trabajo es complicado.

Cuando yo empecé a estudiar, se necesitaba tener una carrera, estar puesto en inglés, me obligaron a hacer Económicas. (no me arrepiento, es una buena carrera) Cuando pasé a segundo, de inglés nada, ya 2 idiomas como mínimo… En tercero ya cambio la cosa, ya no solo necesitaba un 3 idioma para destacar sobre los demás y que el día de mañana pudiera encontrar trabajo fácilmente en mi ciudad, sino que ahora se exigía un master, un curso de 1 o 2 años en lo que supuestamente te especializabas en una cosa muy concreta… Bueno, pues cuando entré al master, tras mi 4 año de carrera, había como 200 tíos igual que yo, y solo en mi ciudad…

Con lo que ahora salimos al mercado laboral con 28 a 30 años, llenos de títulos, pero sin tener ni puta idea de lo que es estar en una oficina, de llevar una contabilidad en condiciones, sin tener ni puta idea de relaciones laborales, sin tener la costumbre de trabajar duro, sino pegar el “DO DE PECHO” días antes de los exámenes, no tenemos ni zorra idea de pensar, sino que somos máquinas repitiendo los modelos que nos enseñaban en la facultad y en cuanto la vida nos plantea un problema distinto, nos hundimos cual titanic.

En definitiva, es triste que ni un sobrino, hijo o hija, vecino o primo quiera continuar con una profesión, que cada día y por culpa de la crisis, hay más aficionados.

Yo te recomiendo, Benjamín, aunque no te sea facil, que te pases por este foro a menudo, por dos razones.
1º Si tardas en entrar en un foro mucho tiempo, te pierdes de las conversaciones y tarde o temprano, te aburriras de entrar y pegarte palizas de leer y así dejarás de entrar cada vez más.
2º Se ponen cosas muy interesantes, hay bastantes amateur (luego están los novatos y después yo) que preguntan sobre carpintería, y servirías de grán ayuda y muy util, además que estoy seguro q a pesar de que llevas toda una vida en la profesión, aprenderás cosas nuevas, por que lo bonito es que siempre se aprende.

Siento la chapa en tu presentación, pero estaba escribir este ladrillo, o trabajar…xDD :smiley: :smiley:

1 me gusta

Muy bonita historia Benjamin.Seguro que tienes mucho que compartir,y tiene mucho merito el haber mantenido ese taller artesanal.
Como bien te aconseja Poten,no dudes en visitar el foro a menudo,aquí estaremos encantados de escucharte.

Un saludo.

Carlos.

Gracias, Poten y Carlos, por las respuestas. Ya digo que pasaré por aquí con regularidad. Ahora tengo que ir familiarizándome con el funcionamiento del foro, y ando por ahí dando palos de ciego.
A Poten: Aquí me puse a revisar presupuestos hace unas horas, y he querido desconectar un poco. En casa también nos hicieron estudiar; porque siendo hijos de un prospero carpintero, que menos que médicos, abogados o ingenieros. El mayor hizo Minas y es informático; yo ingeniería química y ya ves. El pequeño acertó: estudió música y es pianista. Tuve la opción de dedicarme a lo que mas me atraía y lo hice. Después de un tiempo ya no puedes volver atrás, y siempre queda la duda del “que hubiera sido si…”. Tampoco me arrepiento, ya que los estudios nos ayudan a desenvolvernos en la vida, y nada ha sido tiempo perdido. Las satisfacciones que me ha dado el trabajo de la madera son importantes, y no podría haberlas encontrado en un laboratorio (donde, sin duda, hubiera encontrado otras). Las decepciones y los desengaños están en todos los sitios. Comparto plenamente el comentario que haces sobre los títulos y sus posibilidades. Lo bueno que tienen los naufragios es que te enseñan a nadar.
Cuando digo que quiero seguir aprendiendo, lo digo en serio; porque una de las cosas que me ha enseñado el oficio, es que siempre podemos hacerlo mejor. Sigo considerándome un aprendiz; eso si, con mucha experiencia. Y creo que todos y en todos los campos deberíamos plantearnos así la vida laboral.
Y con esto, :smiling_imp:, doy por devuelto el ladrillo.

Gracias y saludos cordiales.

Aunque llevo poco tiempo por el foro te doy la bienvenida.El trabajo con la madera no se puede permitir que los conocimientos caigan en olvido,todos sumamos,cada cual a su manera y experiencia.

??? creia que habia mandado un comentario pero no lo veo…estos telefonos ??

De cierta manera me siento identificado con Benjamin,cuando todos los niños del barrio pedian una bici a los Reyes Yo pedia una caja de herramientas,de esto hace ya bastante y la diferencia que a mi pesar llego sin maestro,tadavia la conservo y algunas de las herramientas siguen acompañandome.
Lo de pasar el testigo tambien lo tengo crudo y siempre digo a mi hija que se busque novio que sea manitas y algun sobrino pequeño espero que le guste trastear,hay dias que cuando entro en el taller pienso que seria una pena que nadie aprovechara todo lo que he acumulado durante años y me entristece pensar que al final nadie lo utilice o que su destino sera malvenderlo.

Pienso que si haces publico tu deseo de enseñar seguro que encontraras gente con ganas de aprender,ojala estuvieras mas cerca que ahun con mis años ceo que seria un buen aprendiz y para barrer el taller todavia sirvo.