Cachorros de carpintero


#21

Si no se pone solucion la falta de mano cualificada en cualquier Pais en breve sera un gran problema… cualquier crecimiento economico esta sujeto a la mano de obra cualificada,sin mano de obra cualificada no hay industria i sin industria no hay crecimiento…Nuestro Pais o los Paises mediterraneos no es tan acentuado de momento,pero en los paises mas desarrollados ya hace años que se fue eliminando de los colegios las clases donde se impartian conocimientos de oficios donde los jovenes aprendian algunas abilidades manuales…estos Paises en unas pocas decadas se han dadocuenta que su poblacion activa es incpaz de cambiar una bombilla y se esta pensando en volver a montar los talleres en los colegios de secundaria.
En Estados Unidos se prevee que en unos pocos años el pais necesitara unos millones de obreros cualificados ya que la poblacion del pais sera incapaz de poner una alcayata para colgar un cuadro.


#22

he encontrado este hilo y os tengo cierta envidia a aquellos que venís de estirpe virutera, que habéis heredado taller etc. Mi padre era albañil, y creo que el gusto por enredar con las manos y ver que surge o construyes algo me viene por ahí. Me dieron la oportunidad de rascar palos como primer empleo y fíjate, hasta ahora (qué tendrá). Por desgracia hijos no tengo a los que picarles con el gusanillo, pero hay algún sobrinillo/a que se arriman y te dan la herramienta, así que por ahí…jejeje.
Por cierto, yo también recuerdo aquello de “hasta que huela a ajo” y sé de UNOque se le ocurrió untar ajo…la siguiente frase fue"pues lija hasta que deje de oler"…no sale,os lo aseguro jajajaja


#23

En mi caso chic@s, soy tercera generación de carpinteros en mi familia. A mi abuelo casi no lo recuerdo en activo, a mi padre por supuesto que si. He trabajado muchos años a su lado.
Estuve estudiando (algo que no me gustaba en absoluto) hasta los 17 años. Lo dejé para hacer el servicio militar y cuando me licencié pues a currar al taller.
En principio no era algo que me volviese loco pero era lo más recurrente, dado que mi padre tenía el taller.
30 años después sigo trabajando la madera, creo firmemente que mi padre me metió el veneno en vena. Para mí es mi MAESTRO con letras grandes y primera referencia en el oficio. Además, hoy en día desde hace varios años, la ebanisteria con herramienta de mano es también mi afición de fines de semana.
Me ayuda a desconectar de la rutina diaria, ese cambio tan radical de forma de trabajar la madera, hacer cosas en madera con técnicas que ya casi no se ven por los talleres…no sé, me encanta. Aquí en Sevilla todavía hay un grupo de gente que trabaja de esa forma, verdad HombreDeMadera? :wink::wink:
Creo que soy un ejemplo de aquella frase que dice " elige un trabajo que te guste y no trabajarás en la vida"
Sería genial tener a algún cachorr@ trasteando por mi taller pero creo que de momento, sólo trastean por allí alguna que otra lagartija :wink:


#24

En mi opinión el motivo es otro. En mi tierna y feliz infancia las distracciones eran diferentes, y para nada tan absorbentes como ahora. Había dos canales de tv, libros, la bici, la playa y poco más. La vida se hacía más al aire libre. Había más tiempo para mirar, curiosear a los mayores. Hoy en día con la tv a la carta, internet y la facilidad de acceso ese estilo de vida se ha ido perdiendo. Los enanos muchas veces prefieren quedarse encerrados a salir, se quedan abobados en el mundo virtual. Aquí estoy hablando de niños y adolescentes sobre todo, que es lo que tengo cerca.

Por otro lado tengo contacto con jóvenes, 18 20 22 años, a pocos se les ve el amor por el trabajo. Hacer las cosas con fundamento, ser detallista. Igual yo también fui así en su momento, la memoria es frágil.


#25

Los crios de ahora tan sólo están un poco mas agilipollados que sus padres… En mi generacion ya se veía venir. Demasiados estimulos, cosas demasiado hechas y limitaciones por todos lados. Y adios a la creatividad y la desenvoltura.

Un ejemplo: Innumerables veces he preguntado a mis coetaneos cuales són los juguetes que mas recuerdan de su infancia. La respuesta siempre es una caja de cartón, o un arco de vara de avellano, o cualquier otro invento que se buscaba por ahí y se le daba vida. Pero aún sabiendo esto nos empecinamos en “darles lo que yo no tuve”, juguetes enlatados y actividades extraescolares…

Y por otro lado, ¿quienes son los referentes y venerados por nosotros? ¿A quien nos gusta dejarles nuestro dinero? Pues eso es lo que chupan los crios, no hay más. Sólo son nuestro espejo.

Eso ya está solucionao Virutas. Que en Europa estemos tan especializados laboralmente en una sola tarea que seamos prácticamente inutiles se equilibra con que la mayor parte del mundo aún vive teniendo que crear soluciones. Y nosotros les importamos.

La solucion (productiva, que es la que creo que te refieres) la tenemos en nuestros vecinos venidos de Polonia o Ecuador, que son bien apañaos.

Otra cosa es que dé pena a veces vernos así de torpes e infantiles…

Pero como me dijo una vez un compañero: Menos mal que estan los inutiles, ¡que si no de que ibamos a comer! Jaja


#26

Yo me salia del colegio escalandome la valla para jugar billares y futbolines, nunca me senti interesado por nada salvo el guaseo, incluso en la universidad era el del 5pelao. Asi hasta que senti la llamada de la madera!!! Hace 12 años.
Quizas sea cuestion de tiempo.
O quizas es que hoy esta todo mas difuso aun, por el exceso de informacion y alternativas.
En el lignorum pasado me llamó mucho la atencion que junto a uno de los torneros estaba su hija, que pasaba del pirograbado al montaje de pequeñas cajitas y se le veia entusiasmada, daba envidia sana verla, tenia unos 10 años…ojala lo hubiera yo tenido tan claro siendo tan joven, pensé…pero si hubiera sido asi, tambien hoy seria de otro modo.
Tengo de hace años pensado hacer unos talleres con niños, para que se hagan sus propios juguetes, martillos, puntillas, serrucho y cola, pero me dan mas miedo aun los padres!!! :sweat_smile:


#27

En los Paises mas industrializados,cada dia es mas normal que personas con grandes carreras universitarias,despues de ejercer varios años como profesionales relacionados con sus estudios,abandonan estos trabajos por que lo que realmente les satisface y llena es ejercer un Oficio,si no preguntad a las nuevas generaciones de Herreros,Ebanistas etc.


#28

Asi es!!! Y no solo eso sino que ademas al llegar a esos oficios desde otro lado, con otra formacion otras perspectivas…desarrollan el oficio con una creatividad diferente, a veces alocada, atrevida o rompedora otras, creo que en ese sentid hay un enriquecimiento.
Esto mismo que cuentas en nuestro barrio sesamo particular del corralon de artesanos donde trabajo, lo veo en cocineros que se hacen inventores de artilugios mecanicos, arquitectos que hacen peliculas de cine o zapatos artesanos, informaticos que se hacen alfareros o profesores que se hacen fotografos. Lo manual tiene tiron. Un saludo Virutas


#29

Lo que dice @virutasibz de ciudadanos de países desarrollados ahora dedicados a labores manuales, se puede ver en Ecuador donde existen al menos 3 lugares donde han llegado estadounidenses y canadienses, sobre todo, con grandes carreras universitarias y que realizan tareas manuales como jardinería, bomberos, agricultura, pesca artesanal, etc. Para nosotros en un choque cultural ver a esos adinerados migrantes, haciendo labores que aquí aún son cotidianas. Aquí no conocemos Ikea, pero si al carpintero del barrio.

Este tema planteado por @HombreDeMadera, me resulta una lectura muy interesante de su vida en tierras de Andalucía, así como de los otros participantes. :ecuador:


#30

Otra manera de ir de vacaciones con los enanos

En Aleman


#31

Me encanta el plan!!!