Torneado de un extraterrestre. Fotos en exclusiva


#1

“Si quieres vender periódicos, no busques grandes noticias, busca un gran titular”.

Hace años ya trabajé con uno de estos seres. Creía que eliminando pared encontraría esa madera rojiza, preciosa. Torneé, y más y más quitando los agujeros.
Al final me quedé sin agujeros y sin piña.


Son prehistóricas, feas, hermosas, curiosas, divinas,
Hace un par de meses compré algunas y lo primero, al congelador. Suelen llevar mucha carcoma en superficie y en esos agujeros, a saber lo que hay dentro. Piñones ninguno, se los quitan.
Tengo unas que están sobre los 600 gramos y dos que pasan de los 1.200 gramos. Además pinchan. Te cae una en el cráneo y adiós.
Cuando vas torneado sale una pelusa aterciopelada que puede estar muy profunda, te comes la piña intentando quitarla.
Es imprescindible llevar gafas, saltan pequeñas esquirlas mujodías.
El serrín y virutas lo guardo para abonar los tomates. Soy Ecologista del Séptimo Advenimiento.
En vacío y con resinas coloreadas se hacen cosas curiosas.
Yo hago botes para ajos, y cosas así, nodoypamás. Pero los conservan muy bien.
Bueno, que pasas un rato cojonudo y te olvidas de la pena que da que la Familia se ha ido hoy y te vuelves a quedar sólo…
Torneadas en torno de metal, con plaquitas. Velocidad baja. Guarro pero cojonudo.
Pongo una foto de una pieza que estoy preparando en bronce, hecha después de tornear la piña y con la misma plaquita.
Perdonad mis trabajos, sólo soy un genial, extraordinario y humilde aficionado.


#2

Qué buen lustre tienen esos tomates!


#3

Ves tú, la noticia a pie de página y tiene éxito.
Son deliciosos, caramelos. De secano.
Tienen un secreto. Este año había plantado una docena de tomateras. Como no estaba un bicho las fulminó.
Pero el otro día encontré en un muro al lado de casa cuatro tomateras, de cargada de pájaro, están a rebosar.
Así es la vida.
Veo que el resto del tema te ha encantado.


#4

Jo como te gusta sacarle punta al lapicero Pepet. Del resto no opino porque no tengo ni idea de torno. Es mi asignatura pendiente. Me impone mucho respeto. Cualquier día me lanzo, supongo que cuando me jubile y me vaya al pueblo


#5

Gracias por encajar la “provocación” con tan buen talante. No había mala intención.
Con el arte que demuestras en trabajos y restauraciones, estoy seguro que serás un gran tornero.
Yo de torneado en madera estoy en fase burro, pero me paso unos ratos de lujo.
Un saludo.


#6

Venga, a ver como evoluciona esa falsa piña! No valores mucho mi opinión porque no tengo ni pajolera de torno pero, molan mucho esas formas torneadas


#7

Leche, que es una piña. La he aparcado un rato porque he acabado primero la instalación eléctrica, que estaba en penumbras. Pero como el techo es hormigón (bovedillas) casi me muero haciendo bujeros para encontrar el paso para el cableado.
Estoy empezando con el torneado de madera, pero me gusta, me gusta.


#8

Nos perdemos en tu prosa, Pepet!!


#9

Pues a mí me pasa lo mismo. Esta mañana me estaba hablando a mí mismo personalmente sobre el tema del cableado y no me he podido aclarar conmigo.


#10

:grinning:
Veo que has fabricado un bonito cañoncito de artillería con la piña,.¿Los tomates son para usar como munición?
Saludos


#11

Nos estamos liando con la piña ajaajjaajaja.
Era para demostrar que después de tornear madera seguía afilada la plaquita para el bronce.
Soy apasionado de estos cañones pero en España está prohibido que disparen. El mío…


#12

Te veo probando el cañóncito con el hijo gordo de La Casa de Empeños.


#13

Jaajajaja, esos tipos son unos ckaks. Y muy listos, y muy ricos.
Si el cañón tuviera oído y un ánima que llegára hasta la recámara podría ser. Pero claro, ese no es el caso…


#14

No sé Rick, parece falso